Cultura

Exponen alumnos del CUAAD la colectiva pictórica “Resiliencia”

  • Estará abierta hasta el 15 de julio en el Centro Cultural de Ajijic, de 8:00 a 17:00 horas

Efecto Ezpiral.-

Desde el 3 y hasta el 15 de julio se puede apreciar la exposición Resiliencia en el Centro Cultural de Ajijic, en Chapala, compuesta por obras en diversas técnicas hechas por alumnos del Centro Universitario de Arte, Arquitectura y Diseño (CUAAD); con la intención de enfrentarlos a situaciones profesionales y darles la oportunidad de vender sus obras.

Hay seis artistas invitados y uno de honor, en este caso Daniel Acosta, quienes contribuyen a la profesionalidad de la exposición.

“Escogimos el tema porque salimos de un encierro donde ni siquiera nos podíamos ver, a algunos de mis alumnos no los había visto. Resiliencia es salir de esto, hacer cosas diferentes”, explicó Alejandro Camacho Torres, quien tiene 15 años de experiencia como docente e imparte clases de litografía, xilografía y calcografía.

Para los alumnos es enriquecedor hacer estas actividades, pues se enfrentan a cosas de la profesión, incluyendo el pedir los permisos o interactuar con el público.

“La gente piensa que el arte es de verse bonito y adiós, se queda ahí colgado; pero no es así, hay que venderlo. El punto es que lo logren, porque es difícil. De hecho, en la inauguración se vendieron tres dibujos. Cuando alguien te compra es porque eres bueno, te da confianza, y te das cuenta de que se puede hacer”, agregó.

Todas las personas tienen una sensibilidad artística, dijo, son capaces de apreciar la belleza, por lo que invita a estudiantes de otros centros o carreras a visitar la exposición, pues en el arte está la belleza.

Michelle Marín, artista visual de 21 años, quien estudia la carrera de Artes Visuales para la Expresión Plástica en el CUAAD, participa en la exposición.

“La temática de resiliencia es recordar la habilidad que tenemos como humanos de sobrellevar situaciones inesperadas como la pandemia”, expresó.

La técnica de su pieza es agua fuerte y agua tinta. “La percepción de vernos en un mundo cambiante, de situaciones inesperadas. Relata el percibirse como llantas que rebotan, que se moldean pero que siguen rodando en una vida tan trágica y cambiante”, compartió.

El arte, durante la pandemia, es un escape y apoyo en el que se puede compartir ideas, disfrutar en familia o aprender de ello, es una fuente de liberación de las emociones.

Francisco Games participó con el cuadro “Reflorecer”, con la técnica de agua fuerte y agua tinta en placa de fierro; según sus palabras, fue interesante debido a que apenas había desarrollado esa técnica.

“Mi inspiración fue la naturaleza, ya que tiene esta capacidad de regenerarse, de adaptarse a muchas situaciones. Ese es mi concepto, el renacer, seguir evolucionando”, dijo.

Camacho Torres y los expositores coinciden en la importancia de apelar al espíritu universitario de cohesionar las diferentes sedes del CUAAD, pues nunca se les ha dado la oportunidad de exponer en la sede Huentitán.

“El arte es un especio para la comunicación y conocimientos en el que se dialogan ideas, justo sobre estas cosas que podrían considerarse como ajenas”, finalizó Michelle Marín.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .