Se puede cambiar el rostro del otro Tlaquepaque: Alicia Cruz

Para la empresaria del ramo del autotransporte, en la periferia de este municipio se ha olvidado la generación de condiciones para crear un sano tejido social y destaca que no se trata solo de presupuesto sino de voluntad política

Por Mario Díaz (El Master)

Para Norma Alicia Cruz Hernández, tener su empresa familiar en la periferia de San Pedro Tlaquepaque, contar con familia y amigos en este municipio, le ha generado desde hace tiempo la necesidad de aportar dentro de sus posibilidades al desarrollo de esta entidad, así lo ha dejado en claro durante la presente contingencia sanitaria por Covid-19 realizando los acuerdos necesarios con sus proveedores para lograr mantenerse en actividad y sostener su plantilla laboral.

“Son familias que dependen de nuestra empresa, no podemos de ninguna manera suspender actividades y mandarlos a sus casas, ellos dependen de nosotros y el esfuerzo es enorme, pero es necesario, creo que el recurso humano como el que tenemos debe ser prioridad”, comenta Cruz Hernández (.@AliciaTlaquepaque), sabiendo que cada uno de sus trabajadores tienen sus propias necesidades e historias.

Con esta filosofía laboral y de vida, expone que San Pedro Tlaquepaque tiene lo que considera bastantes áreas de oportunidad, donde se pueden aterrizar estrategias para fortalecer el tejido social, y expone:

“Es un discurso de nunca acabar, llegan (los políticos, candidatos) en cada administración los tratan aparentemente bien, les hablan muy bonito y les dicen lo que quieren escuchar, pero una vez con el voto los dejan casi en el olvido, no vuelven a trabajar en estas zonas, los tratan muy bien en el discurso y eso es todo”, se refiere a colonias como Las Liebres, La Duraznera, Guayabitos, La Cofradía entre otras.

Pero no es pesimista y lo deja traslucir en su encantadora sonrisa y esa almendrada mirada que demuestra firmeza de espíritu y como coordinadora del Partido Verde Ecologista de México, expone que, en estas zonas habitacionales, aunque es muy difícil subir a la opinión pública asuntos ambientales, cuando no cuentan con todos los servicios públicos municipales para tener una calidad de vida adecuada, segura está que se puede hacer trabajo positivo para las familias de estas áreas.

“Hay muchas colonias olvidadas en donde es difícil hablar de temas ambientales cuando no tienen los servicios públicos indispensables para una mejor calidad de vida, está muy bien el tener el reconocimiento de Pueblo Mágico para el primer cuadro de Tlaquepaque, pero no es lo único que existe, si te vas a la periferia encontrarás colonias sin alumbrado público, sin calles dignas, no encuentras espacios verdes o áreas de convivencia social”, alerta.

Alicia Cruz considera que hay mucho por hacer en Tlaquepaque (foto de archivo)

Se le cuestiona sobre la administración de María Elena Limón como presidente municipal de San Pedro Tlaquepaque, reflexiona unos segundos y responde sin perder un solo momento su amable semblante:

“Lo que menos queremos es confrontación eso se lo dejamos a ellos mismos. Pero el papel de María Elena Limón, primero como mujer es de admirar indudablemente, pero en lo referente a lo que concierne a temas de administración considero que le faltó mucho. Quizá cuando ella llegó le pasó lo de muchos, se centró en hacer trabajo en el centro histórico, es bueno esto del Pueblo Mágico, pero Tlaquepaque va más allá.

“Debió de pensar en colonias populares, llevarles los servicios públicos, áreas verdes, unidades deportivas, parques que por más pequeño que sean para los niños y jóvenes será suficiente para que empiecen a ver más alternativas de activación física, generar actividades para el desarrollo personal y no dejarlos a merced de los grupos negativos”.

Cruz Hernández hace hincapié en que no solo se trata de contar con grades presupuestos para construir extensas unidades deportivas o centros sociales, “se requiere también de voluntad política para llevarles estos beneficios, es simplemente que se destinen los recursos a donde tienen que llegar”.

Recordó que desaparecieron un campo donde niños y jóvenes realizaban torneos de baseball y en el caso de mujeres su torneo de softball, teniendo que salir del municipio para encontrar la alternativa para seguir practicando este deporte. A decir de vecinos en su lugar se pretendía crear un verificentro para vehículos, aunque esto es solo lo que comentan.

Puntualizó que lo mismo se trató de hacer con el llamado Bosque Urbano del fraccionamiento Revolución que pretendían utilizarlo para la creación de un corralón, pero la presión de los vecinos que se organizaron, se inconformaron y hasta llegaron a bloquear arterias viales para hacerse escuchar logró detener este proyecto.

“Vuelvo a lo idea de los espacios verdes que por pequeños que sean pueden iniciar a generar una nueva dinámica de convivencia entre los vecinos, es incluso apostarle a la prevención del delito en donde entra la atención a nuestros niños y jóvenes para evitar al máximo que sean reclutados por el crimen organizado, se tiene que trabajar en su inteligencia emocional y todo nos vuelve a llevar a áreas verdes, centros de encuentro social, generar los talleres necesarios para ayudarnos entre nosotros”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .