Queda un tráiler de la muerte en Jalisco

Juan Carlos Huerta Vázquez.-

 

El gobierno de Jalisco compró otra caja frigorífica, en medio de la crisis forense, evidenciada con un tráiler refrigerado que “paseó” de más de 200 cadáveres el 15 de septiembre de 2018.

trailer
Un tercer tráiler apareció, pero sin cadáveres

El encargado del gabinete de Seguridad en el estado, Macedonio Tamez Guajardo, confirmó la existencia del contenedor, ubicado en las instalaciones del Ciencias Forenses, donde hay alrededor de 400 cadáveres sin identificar, “ se recibió con todos los demás bienes del instituto, obviamente no se ha usado para cadáveres, está vacío y está guardado, pero señalo con toda claridad que sí hay un tráiler que fue comprado”.

El funcionario dijo que será la Junta de Gobierno del IJCF, la que decida qué hacer con la tercer caja refrigerante, y aunque Taméz no lo aclaró, ya circula la versión de que podría tratarse del contenedor que permaneció afuera de las instalaciones forenses en Lagos de Moreno, y que fue reportado por vecinos.

Los otros contenedores, que funcionaron como morgues móviles fueron destruidas a finales de noviembre del año pasado, “No vamos a usarlo jamás para almacenar cadáveres, no creemos que sea lo correcto”.

Cadenas de irregularidades

Macedonio Tamez
Macedonio Tamez Guajardo.

La crisis forense fue ocasionada por el resguardo de cadáveres sin identidad, a los cuales no se les integró su expediente para favorecer a una posterior identificación, y confinarlos de acuerdo a los protocolos de ley.

Al momento de la contingencia había 444 cadáveres dentro de contenedores frigoríficos y hacinados en las gavetas de la morgue metropolitana de Jalisco, que tenían capacidad para 75 cuerpos, y se colocaban hasta tres en cada espacio, e incluso se disponían en camillas y en el piso.

Asimismo, mientras duró la contingencia, se remitieron más de 683 cuerpos a la morgue metropolitana, producto de homicidios y accidentes viales.

Previo al escándalo del “tráiler peregrino”, entre 2006 y 2015, los restos humanos de más de mil 500 personas se incineraron fuera de norma, situación que infringe los ordenamientos de preservación de cadáveres sin identificar como la Ley de Personas Desaparecidas, la Ley de Desaparición Forzada y el Código de Procedimientos Penales.

Se trataba de personas no identificadas, y sólo a 803 se les hicieron perfiles genéticos, a los otros 778 se les tomaron fotografías y huellas dactilares, por lo que ya no hay ninguna forma de confirmar su identidad a través de pruebas de ADN.

Más de mil urnas han sido entregadas a personas que consideraron haber identificado a la persona cercana, pero hay 550 paquetes de cenizas en la vieja morgue metropolitana.

Las declaraciones del encargado del gabinete de seguridad evidencian un nuevo desbordamiento, y es que la cámara frigorífica, recién construida, cuenta con capacidad para alojar 300 cuerpos; mientras que las gavetas especiales no deben contener más de cien cadáveres para garantizar un adecuado manejo de las personas fallecidas no identificadas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .